Hijas de la Caridad España-Sur > Noticias > Hijas de la Caridad > Despedida a Sor Kathleen Appler
Descanse en Paz

Despedida a Sor Kathleen Appler

El martes 24 de marzo a las 14:00 horas daremos el último adiós a nuestra Superiora General, Sor Kathleen Appler.

Sor Kathleen falleció el 18 de marzo, tras una dolorosa enfermedad, dejándonos un profundo testimonio de aceptación de la voluntad de Dios y abandono total a sus designios.

Toda la Provincia se unirá, desde cada Comunidad, en una oración de acción de gracias por su vida.

La Provincia España-Sur tuvo la dicha de haberla tenido, entre nosotras, el día 29 de noviembre de 2015 cuando vino a presidir el acto de unificación con la Provincia África del Norte. Muchas Hermanas también han tenido la oportunidad de compartir con ella y disfrutar de su presencia en otros encuentros: I Congreso de la Escuela Vicenciana en Madrid en abril de 2016, en el I Encuentro con los pobres celebrado en Salamanca en octubre de 2017, en el Simposio de Roma en octubre de 2017 y, ese mismo año, en el estreno de la película “Red de libertad” basada en la vida de una Hija de la Caridad: Helena Studler.

De estos encuentros y de su correspondencia nos quedan importantes mensajes y gestos que permanecerán grabados en lo más profundo de nuestro corazón.

Fue elegida Superiora General en París, el 25 de mayo de 2015, el lunes de Pentecostés. La noticia se extendió rápidamente por el mundo así como la de su fallecimiento.

En su primera alocución en la Asamblea General de 2015 nos dijo: “ La elección de: atreverse a vivir con sencillez y radicalidad, atreverse a vivir unidas en comunión, atreverse a vivir la compasión de Jesús, será la luz que iluminará nuestro camino y que hará desaparecer la oscuridad y reducirá las zonas de sombra que corren el riesgo de impedirnos avanzar..”

Y en su última carta dirigida a todas las Hijas de la Caridad con motivo de la Renovación de los Votos en este año 2020 expresa: “Si realmente tratamos de poner nuestros pasos en los de María y vivir, como ella, todas nuestras experiencias de Ephata, no dudemos que darán fruto para nosotras y para los pobres”.

Entre estos dos mensajes hay muchos otros que nos llevan a amar más y mejor nuestra vocación, a la Compañía y a los pobres y a vivir, más radicalmente, el seguimiento de Cristo. Hermoso testamento para hacerlo vida.

Gracias Sor Kathleen por haber dado a la Compañía lo mejor de tu persona
Gracias Señor por habernos regalado la vida de Sor Kathleen
y su magnífico testimonio de amor.

Nos mantenemos unidas:
al Superior General de la Congregación de la Misión,
al Director General de la Compañía de las Hijas de la Caridad,
al Consejo General de las Hijas de la Caridad,
a todas las Hijas de la Caridad del mundo,
a la familia de Sor Kathleen,
a los miembros de la Familia Vicenciana
y a todas las personas que la conocieron y amaron.

DESCANSE EN PAZ

Comentario